pico bañaderos

El Pico Bañaderos, mirador excepcional

Mirador de ensueño en la sierra del Rincón, Pico Bañaderos

A pesar de sus modestos 1637 mts, el Bañaderos resulta ser un mirador excepcional sobre las montañas que lo rodean. Se sitúa entre los puertos de La Hiruela y el del Cardoso, en plena sierra del Rincón. El Bañaderos es una de esas rutas de senderismo que sin ser, en principio, espectacular, nos sorprende y nos emociona una vez hemos coronado su amable cumbre.

El acceso se realiza desde Madrid de forma cómoda, una vez en la N-I cogeremos el desvió hacia Buitrago-Gandullas y seguiremos las indicaciones a Cardoso de la Sierra, lugar al que no llegaremos pues aparcaremos nuestro vehículo en el puerto del Cardoso.

Una vez situados en el puerto del Cardoso, cogeremos una amplia pista forestal que rodea el Bañaderos por la izquierda y que está marcada como Senda de la Maleza. Poco a poco y en suave ascenso, no iremos internando en un hermoso bosque de pino silvestre. El lugar es muy poco frecuentado, así que podemos sumergirnos en los sutiles aromas y sonidos con los que nos deleita. El camino realiza sucesivas curvas en las que iremos ganando altura y que además nos van permitiendo disfrutar de imponentes vistas sobre el pico Santuy o el Cerrón.

El valle de la Hiruela, compañero de viaje

Una vez llegamos a un promontorio en el que nos encontraremos una caseta de vigilancia, aparece ante nosotros el hermoso valle de la Hiruela, aunque el pueblo aún no queda a nuestra vista. Al fondo tendremos la espectacular panorámica en la que destaca la imponente mole del Ocejón. Después de una breve bajada, llegaremos a la carretera que, cogiéndola a nuestra derecha, nos lleva hasta el puerto de la Hiruela.

Una vez en el puerto, cogeremos un camino amplio que rodea el Bañaderos por la izquierda, y que abandonaremos enseguida cogiendo un desdibujado sendero que sale a nuestra derecha. En fuerte pero breve repecho, iremos ganando altura rápidamente entre los pinos. Pronto nos toparemos con varias ruinas de piedra que nos invitan a pensar en el esforzado trabajo que debieron realizar sus constructores y del que desconocemos su propósito práctico.

De repente, el bosque se abre y nos encontramos con un último promontorio que da paso a la cima del Bañaderos. Una cima cómoda y amplia que nos permite, además de disfrutar de las vistas, dar cuenta de nuestras bien merecidas viandas y, dado el caso, disfrutar de una placentera siesta.

Con dos rutas a elegir para terminar

La vuelta propongo hacerla por la cresta, amplísima y cómoda en todo momento, que nos devolverá poco a poco al punto donde comenzamos la ruta, el puerto del Cardoso. Como alternativa, también podemos volver hacia el puerto de la Hiruela y coger la amplia pista que rodea el Bañaderos por la Izquierda.

Estando en plena corazón de la sierra de Ayllón y como colofón a una magnifica jornada de senderismo, es preceptivo acercarse hasta el pueblo de la Hiruela, sin duda uno de los más hermosos de la Comunidad de Madrid. Sus construcciones de pizarra delatan lo cerca que nos encontramos de otro de los paraísos para la práctica del senderismo, la comarca de los pueblos negros.

 

DATOS TÉCNICOS

Distancia: 10 kms

Desnivel: 550 mts

Tipo de camino: Pista, sendero, campo a través

6 Comentarios
  • Andrea Martínez
    Publicado a las 00:05h, 24 enero Responder

    Las vistas desde este mirador merecen la pena, 360 grados de paisaje montañoso espectacular!
    Cuando repitáis esta ruta me apunto!

  • Lorena
    Publicado a las 13:38h, 02 febrero Responder

    Me encantó!!! es una ruta muy placentera, con unas vistas maravillosas ! lo pasamos estupendamente, el tiempo de lujo y nuestros guías como siempre insuperables!!! que rico el caldo!!!

  • Juan Santiago Martín Duarte
    Publicado a las 21:59h, 08 mayo Responder

    Queridos amigos correcaminos, las ruinas que aparecen, tanto en el observatorio de bomberos sobre el puerto del Cardoso, como en el cordal, que desde aquí llega al pico Bañadores, y el puerto de la Hiruela, pertenecen a las viviendas construidas por los soldados de la República (coronel Victor Lacalle Seminario) durante la guerra incivil pasada. Lo que debieron pasar aquellos hombres, como los que combatían por el otro bando en las cimas de enfrente, sólo lo supieron ellos. Su legado son esas viviendas, pozos de tirador y trincheras.
    Una preciosa ruta llena de historia e historias. Un saludo.

    • El Norte Magnético
      Publicado a las 15:15h, 11 mayo Responder

      Muchísimas gracias por tu apunte e información. La ruta es una delicia y de gran belleza y además, efectivamente, da mucho que pensar sobre las penurias que por allí se tuvieron que pasar. Un cordial saludo.

  • Juan Santiago Martín Duarte
    Publicado a las 22:01h, 08 mayo Responder

    PD. El p. Móvil escribe lo que quiere, no lo que quiero: Pico Bañaderos (no bañadores). Mis disculpas.

    • El Norte Magnético
      Publicado a las 15:12h, 11 mayo Responder

      Te hemos entendido perfectamente, lo del corrector del móvil juega malas pasadas. Un cordial saludo

Deja un comentario

Pin It on Pinterest